[ Belong es el blog de Homie ]


Si quieres comprar o vender un inmueble es necesario tener un avalúo inmobiliario. Te explicamos qué es y para qué sirve.

Un avalúo inmobiliario es la estimación del valor comercial, en cifras monetarias, de un inmueble. Se hace mediante un dictamen técnico, en el que se revisan las características físicas del lugar, la antigüedad, la calidad de los materiales y acabados, el estado del inmueble, la zona en la que está y el uso de suelo.

 

Además de para comprar o vender una propiedad, se solicitan avalúos para varias otras cosas, dentro de las que destacan los créditos hipotecarios, para poder tramitar un seguro del inmueble, el cálculo de impuesto sobre la renta. Para ello, existen diferentes tipos de avalúos:

·     Comercial, que es el que te da el valor por el que un inmueble puede ser vendido o comprado.

·     Bancario, sirve para establecer el monto de un financiamiento bancario, es decir, cuánto dinero te pueden dar si pides un crédito hipotecario.

·      Fiscal, que sirve para determinar el monto de impuestos y para hacer la escrituración de la propiedad.


Los documentos básicos que necesitas para sacar un avalúo, aunque cambian dependiendo de la propiedad, son: la escritura de la propiedad, una boleta predial, el número oficial de la propiedad y una constancia del uso de suelo. El precio del trámite se calcula dependiendo del valor de la propiedad.  Generalmente el avalúo tiene una vigencia de seis meses, siempre y cuando la propiedad no haya tenido cambios.


Carlos Arias Moraida

relacionados

La nueva forma de rentar en CDMX

Conoce más