[ Belong es el blog de Homie ]


Nuestra Ciudad es de claroscuros. Con la misma facilidad, y a veces en el mismo lugar, en donde se pueden encontrar maravillas arquitectónicas, negocios exitosísimos, o siglos de historia, también pueden haber sucedido cosas terribles y estarse corriendo riesgos importantes. Los chilangos sabemos que estamos expuestos a riesgos dependiendo de la zona de la Ciudad en la que vivamos, por lo que hemos desarrollado herramientas para identificar la incidencia de delitos en nuestra ciudad.

En este sentido, y con base en cifras del INEGI y de la PGJ de la Ciudad de México, el analista de datos y programador Diego Valle Jones ha desarrollado la herramienta “Crimen por tu Rumbo”, con la cual se presenta, en forma de mapas por colonias, las incidencias de algunos de los crímenes más graves que afectan a la población, como robo a transeúnte, robo a casa habitación, homicidio, lesiones por arma de fuego, y violación sexual.


Según esta herramienta, las zonas con menor índice de criminalidad son:

1) Corredor Zaragoza, es decir las colonias Ignacio Zaragoza y Valentín Gómez Farías, alrededor del Metro Boulevard Puerto Aéreo, al sur del Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México;

2) Corredor Cuajimalpa, que abarca las colonias de San Lorenzo Acopilco, San Pedro Chimalpa, Lomas del Padre, Cuajimalpa, Ahuatenco y el Ébano, en la zona Poniente de la ciudad;

3) Corredor Chapultepec, incluyendo Bosques de las Lomas, Chamizal, Real de las Lomas, Lomas de Chapultepec y Lomas Virreyes;

4) Corredor Universidad, que comprende Ciudad Universitaria y sus alrededores, desde la Unidad Habitacional Latinoamérica hasta Jardines del Pedregal ;y

5) Corredor San Ángel, que empieza en Axotla, Florida y Campestre, pasa por Altavista y San Ángel, y termina en Jardines del Pedregal, al Sur de la Ciudad.


Las zonas con mayor índice de criminalidad:

1) Corredor Congreso, que comprende desde las colonias Penitenciaría y Ampliación Penitenciaría hasta las colonias Aeronáutica Militar y Del Parque, en los alrededores de la TAPO y el Archivo General de Notarías;

2) Corredor Morelos, es decir, la colonia Morelos y sus alrededores, en el centro de la ciudad;

3) Corredor Ticoman, que abarca La Candelaria Ticomán, Ampliación Guadalupe, Torres Lindavista y Progreso Nacional, al Nor-Poniente de la Ciudad de México;

4) Corredor Revolución – Alameda, o sea desde las colonias San Rafael y Tabacalera hasta Arcos de Belén, ya hacia el centro de la Ciudad de México; y

5) Corredor Ángel – Zona Rosa, incluyendo las colonias Cuauhtémoc y Juárez, también rumbo al Centro.


Algunas conclusiones importantes que podemos sacar de esto son que las ideas preconcebidas que podemos tener sobre qué colonias son seguras, o qué características tiene una zona insegura, pueden no ser ciertas; por ejemplo, las zonas con más presencia policiaca no necesariamente son las más seguras. En general, la inseguridad tiende a concentrarse en donde hay mayor densidad de población.

No obstante ello, y aunque en términos generales la inseguridad en nuestra ciudad está disminuyendo, es muy importante no confiarse y estar siempre pendiente de todo lo que pasa para poder prevenir cualquier situación de riesgo. La principal defensa que tenemos los mexicanos contra la inseguridad es lo que en defensa personal se llama conocimiento situacional, es decir, estar consciente en todo momento de lo que sucede a nuestros alrededores. Si piensas rentar un depa en cualquiera de estas colonias, no te preocupes, esto no es una ciencia exacta y el fenómeno de gentrificación está cambiando considerablemente el estilo de vida en estas zonas, eliminando el tabú que se tenía sobre ellas en generaciones pasadas.



Paulina González Martinez

relacionados

La nueva forma de rentar en CDMX

Conoce más