[ Belong es el blog de Homie ]


Aunque parezca un poco extraño, se habla que una casa puede estar enferma, aunque no se trata de algo literal, si hay “síntomas” o mejor dicho señales, que te indican cuando algo no está bien en tu hogar.

Señales de una casa enferma

Plantas

Si tienes plantas al interior de tu depa que se secan muy fácil y rápido, aunque propiamente no se marchiten, las plantas sin vida o que no florecen adecuadamente, este punto se descarta si no pones atención y cuidado a tus plantas, si, por el contrario, por más cuidado que tengas, no lucen sanas, es un signo de que algo no anda bien.


Deterioro constante

Los inmuebles requieren de constante mantenimiento para mantenerlos en excelentes condiciones, mejorar o mantener la plusvalía y para evitar el deterioro, sin embargo, a pesar de realizar revisiones y reparaciones de manera contante aún así, las reparaciones no terminan, como humedad en paredes o techos, pintura con defectos o muebles que se rompen o deterioran.


Desorden, acumulación y suciedad

Si en tu casa existe un desorden constante, platos que se quedan sin lavar, ropa por todos lados, polvo, malos olores o acumulación de objetos que no utilizas.

Esto refleja un ambiente poco tranquilo para estar y, además, visualmente no te dará la el bienestar que necesitas. Incluso puedes tener la sensación de estar incómodo en algún lugar de tu hogar.


¿Por qué es importante sanar una casa enferma?

Sin duda tu casa debe ser uno de los primeros lugares que te lleguen a la mente cuando pienses en tranquilidad y descanso, es por esto que debe estar sana, además, por supuesto de que si tienes problemas de goteras en el techo, humedad o filtraciones, puede provocarte problemas de salud y cuadros de alergia.

Además de la salud física, la salud mental también es importante, si no te sientes nada cómodo en tu hogar, es importante que hagas algo por cambiarlo.


Ilumina espacios

Ubica qué lugares oscuros e ilumínalos adecuadamente, de preferencia con luz natural, existen habitaciones que son difíciles de iluminar, para eso puedes recurrir a una luz artificial adecuada que te permita cambiar el ambiente.


Ventila tu hogar

Aunque creas que al abrir las ventanas entra demasiado polvo, es necesario para renovar el aire que se encuentra en tu hogar.

Elimina lo innecesario

Evita acumular cosas, no dejarás espacio para lo nuevo y además, visualmente llegará un punto en el que no haga armonía entre lo que buscas, el espacio y todo lo que has acumulado.

Si tienes cosas rotas decide si vale la pena arreglarlas, si es así, no lo pospongas y hazlo de inmediato, de lo contrario deséchalo.


Limpieza profunda y general

Si ya te has desecho de todo aquello que no utilizas, es momento para realizar una limpieza profunda y general. Elimina el polvo, aspira, cambia cortinas, ropa de cama, etc.

Revisa filtraciones

Este punto es importante y no puedes saltártelo, revisa que no tengas filtraciones o humedad en la casa, en ocasiones puede ser difícil de ubicarlas, si es necesario llama a un experto para que revise y a la vez de un mantenimiento. El moho tiene un olor particular que probablemente ya no detectes.

Renueva ambientes

Si tienes la oportunidad, dale una renovación a tu hogar, no necesitas cambiar drásticamente todo pero puedes recurrir a ciertos consejos rápidos para darle una nueva vista y orden.




Jannette Figueroa Maya

relacionados

La nueva forma de rentar en CDMX

Conoce más