[ Belong es el blog de Homie ]


Adquirir un inmueble para posteriormente arrendarlo es una de las mejores inversiones en bienes raíces porque es seguro y obtienes muchos beneficios a largo plazo.

Si estás en búsqueda de un inmueble, te contamos que adquirirlo en preventa tiene ventajas importantes. Tal vez te parezca demasiado el tiempo, pues la construcción apenas está en la primera etapa, pero vale la pena.

Menor precio

Al realizar el coto total por el inmueble, se aplican muchos descuentos y el precio es mucho más bajo que si lo adquieres cuando ya está terminado. Si aún no cuentas con todo el monto, podrás pagar el enganche y posteriormente cubrir el monto restante.


Evitas inconvenientes

Al ser un inmueble totalmente nuevo, estarás seguro que no deberás invertir en mantenimiento inmediato o reparaciones por desperfectos, ya que si llegará a ocurrir algún incidente, la desarrolladora es quien ofrece garantía hasta por un año y deberá hacerse cargo de las reparaciones.

Estarás seguro de no estar adquiriendo un inmueble con problemas legales, adeudos en mantenimiento, vicios ocultos o servicios.


Plusvalía

Una vez que el departamento sea entregado, automáticamente adquirirá una plusvalía estable por tratarse de una construcción reciente y la antigüedad no será un problema al momento de establecer un monto de renta.

Además, los desarrollos que se han realizado en los últimos años están enfocados a cubrir necesidades actuales, como tener amenidades, centros comerciales, seguridad, etc.


Oportunidad de elegir

No es lo mismo ver un inmueble ya completamente terminado y con los acabados que en un plano e imágenes sugerentes, pero lo que, si es seguro, es que tendrás la oportunidad de elegir qué departamento quieres adquirir y en qué piso, ya que las propiedades que están en el primer piso son las que se venden mucho más rápido.

En algunas ocasiones, podrás decidir el estilo o materiales que deseas para los acabados porque aún se encuentran en las primeras etapas, contrario si lo adquieres ya terminado.


Consideraciones que no debes olvidar

Seguramente tendrás planeado todo de acuerdo con la fecha de entrega para poder arrendar el inmueble, pero recuerda que, en ocasiones, las entregas se retrasan por cuestiones de las constructoras.

Puede ocurrir que tu departamento sea entregado en tiempo, pero otras áreas comunes o amenidades estén retrasadas, por lo que no podrás arrendarlo de manera inmediata.

Asegúrate de acercarte con un experto y certificar el estatus de la constructora, que sea confiable y que tenga los permisos necesarios.

Cuando sea el momento de arrendar tu inmueble, también deberás acercarte a expertos que puedan ayudarte a encontrar al mejor inquilino y evitar contratiempos. Con Homie puedes estar seguro en todo el proceso de arrendamiento.



Jannette Figueroa Maya

relacionados

La nueva forma de rentar en CDMX

Conoce más